El buceo recreativo es una actividad de ocio y turística que tiene como objetivos principales la diversión de los que la practican y el contacto del ser humano con la naturaleza. El buceo recreativo correctamente practicado, gracias a lo aprendido en un curso de buceo, es una actividad segura que no causa ningún daño al entorno o al medio ambiente. El buceo recreativo NO es una actividad competitiva, sino que  se basa en la cooperación de los que lo practican; nunca en la competición entre ellos. Cualquier modalidad de buceo que pueda entrañar competición se sale de la definición de buceo recreativo.

Leer más