Borrachera de las profundidades o Narcosis

Es uno de los peligros del buceo a profundidad que vamos a analizar pero diferenciando la narcosis por gases inertes de la borrachera de las profundidades. Realmente son 2 formas de llamar al mismo efecto, provocado por el nitrógeno, aunque se conoce como borrachera de las profundidades a los efectos más graves y llamativos de la narcosis por gases inertes.

Acometer este tema con la seriedad que merece requiere escribir mucho ya que el fenómeno, aunque muy interesante, es complejo, por lo que este post no será el único sobre la narcosis sino el primero del conjunto que se publicará sobre este tema.

Nitrógeno y narcosis (1) sería por lo tanto un título adecuado y es el que tenía al principio, dado que al final, por su extensión, se ha dividido esta información en tres entregas.20160710_01

Nuestro amigo el nitrógeno (N2)

Sí, a pesar de ser el principal causante de los problemas que aquí abordamos (y otros), le llamamos nuestro amigo porque está presente en la mezcla gaseosa que llamamos aire en casi un 80%. Damos por hecho que si esa mezcla es tan amigable que nos permite vivir, con tal cantidad de Nitrógeno, por algo será.

En casi todo el texto que sigue voy a emplear el acrónimo ATA (Atmósfera Técnica Absoluta) cada vez que dé valores de presión, en vez de atm (atmósfera) ya que sus valores se puede decir que son iguales; pero ATA, aunque no pertenece al SI (Sistema Internacional), considero que es más fácil de leer y más visible.

El nitrógeno es un gas inerte, no siendo considerado un gas respiratorio, ya que no tiene función alguna en nuestro metabolismo celular. Aunque sí es utilizado para algunas funciones, no tiene mayor importancia para el buceo hablar de eso. El N2 tiene el papel por lo tanto de diluyente del oxígeno, algo muy conveniente por la gran toxicidad del O2, lo que nos permite respirar oxígeno a una presión parcial de casi 0,21 ATA, o sea muy diluido y por lo tanto con muy baja toxicidad (realmente nula gracias a los mecanismos protectores de nuestro organismo).

20160710_02Su presión parcial en superficie es por lo tanto de 0,8 ATA y si recordamos la Ley de Henry, la disolución de un gas en un líquido es directamente proporcional a la presión de ese gas en la superficie del líquido. O sea, el nitrógeno se disuelve en la sangre, a través de nuestros alveolos pulmonares, hasta alcanzar el equilibrio de presiones (0,8 ATA), lo que equivale a una determinada presencia molar (número de moléculas por unidad de volumen) en sangre. Hasta aquí todo bien pues somos capaces de vivir toda la longitud de nuestra vida con esto.

¿Y cuando al bucear descendemos?

A presión normobárica (en superficie) el N2 no provoca ningún efecto, como sabemos, pero a medida que descendemos aumenta la presión del entorno y por lo tanto aumenta la presión de los gases que respiramos, algo imprescindible para poder respirar bajo mayor presión, por lo tanto aumenta la presión parcial de cada uno de los gases que componen la mezcla respiratoria, en este caso aire, en nuestros alveolos pulmonares y por consiguiente, por medio de la difusión gaseosa, también en nuestra sangre.

Ahora toca recordar la Ley de Dalton y adquirir conciencia de que cada uno de los gases que componen la mezcla ejerce su propia presión parcial, siendo la presión total la suma de sus presiones parciales. También toca recordar que la presión se incrementa, cuando buceamos, a razón de 1 ATA cada 10 metros de profundidad, por lo que a -15 metros, por ejemplo, estaremos sometidos a una presión de 2,5 ATA (1 ATA de la superficie + 1,5 ATA de la columna de agua). Estos datos y los siguientes son suponiendo inmersiones al nivel del mar.

20160710_03Esto significa que la presión parcial del nitrógeno que respiremos será, por ejemplo a -10 metros, de 1,6 ATA (0,8×2=1,6), a -23 metros de 2,64 ATA (0,8×3,3=2,64) y a -40 metros de 4 ATA (0,8×5=4). Lo que se traduce en más presión parcial de nitrógeno en nuestro plasma (nuestra sangre) y por lo tanto más presencia molar.

¿Y a mí qué me puede importar todo esto?

Te puedes preguntar, pues al fin y al cabo la gente bucea (y mucho) pero no les pasa nada, terminan de bucear y tan tranquilos e incluso satisfechos.

Pues es verdad, pero resulta que si eres buceador sí que te importa. La narcosis es una de las principales causas por la que muchas legislaciones limitan el buceo recreativo a -40 metros de profundidad, también por la que las Organizaciones Internacionales adoptan ese límite para sus certificaciones recreativas, e incluso es también una de las principales causas por las que se ha difundido el uso de nitrox como mezcla respiratoria (no entraré aquí en las razones motivadas por la descompresión). Además los seguros de buceo pueden y suelen no cubrir los accidentes a profundidades mayores de -40 metros.

Resulta que una elevada presión parcial de nitrógeno, elevada presencia molar por lo tanto, provoca efectos narcóticos en el sistema nervioso. Estos efectos varían de unos a otros individuos, así como la pp N2 (presión parcial de nitrógeno) a la que se presentan, siendo incluso variables en un mismo individuo de un día a otro o en el mismo día, por lo que los datos de presión parcial que ofreceremos serán una orientación para la media de los buceadores o de las inmersiones.

Los efectos narcóticos son más y más importantes a medida que la presión aumenta, es decir, a medida que descendemos, ya que aumenta la presión de la mezcla respiratoria y por lo tanto la presión parcial de nitrógeno. Cuando los efectos narcóticos son tan acusados que ponen en peligro la vida del buceador es cuando pasamos a llamarlo borrachera de las profundidades, término acuñado por Jacques-Yves Cousteau.

Otro dato muy importante que adelantaré, pues lo repetiré cada vez que sea procedente, es que la narcosis es provocada por un efecto físico, lo que significa que nadie se puede sustraer a ella. Demasiadas veces he oído eso del entrenamiento para prevenir la narcosis y que la experiencia te protege para no sufrirla. No es cierto, como veremos más adelante. Explicaré algunos matices respecto a la muy relativa veracidad de tales afirmaciones, pero en general no es cierto.20160710_04

¿Es el nitrógeno el verdadero causante?

La respuesta es sí, sin duda. Ahora, eso no quiere decir que otros gases no provoquen efectos narcóticos, pero no los respiramos. Los gases llamados respiratorios son el oxígeno (O2) y el dióxido de carbono (CO2), pero son muy activos químicamente, lo que impide que estén presentes libres en el organismo en cantidad, ya que se combinan de inmediato. En nuestro metabolismo celular, el oxígeno lo consumimos y el CO2 lo producimos. Teóricamente ambos tienen potencial narcótico, pero es ridículo hablar de eso porque un incremento importante de presión de estos gases en nuestro organismo es incompatible con la vida.

El Argón (Ar) es también un gas inerte presente en el aire, constituyendo casi un 1% de la mezcla y siendo su potencia narcótica muy superior a la del N2, por esta razón y para simplificar los cálculos, no se tiene en cuenta el Argón en tales cálculos y a cambio, se redondea al 80% (0,8 ATA) cuando hablamos de la presencia del N2 en el aire, ya que su presencia real es en torno al 78%, lo que significaría 0,78 ATA pp N2 en superficie, a 1 atmósfera de presión.

Muchos hemos oído hablar del Helio (He) como gas diluyente en inmersiones a gran profundidad (Trimix) y efectivamente funciona muy eficazmente la mezcla, porque la potencia narcótica del Helio es tan baja que no se conoce su profundidad narcótica (no provoca narcosis), debido sobre todo a su muy bajo peso molecular (su masa atómica es 4). Provoca otros problemas pero no vienen al caso en esta entrada. El peso molecular del gas, así como sus coeficientes de disolución en agua y en lípidos (grasas), son determinantes para la potencia narcótica. En el caso del N2 la masa molecular es 28.

Aquí doy por terminado este primer post sobre la narcosis pues como dije, he dividido el total de información que publicaré en 3 entradas, para que no sea demasiado larga su lectura y porque como se acompañan datos técnicos, tampoco quiero que se haga tediosa.


En las próximas entradas hablaré más de la narcosis, el mecanismo de producción de la misma, efectos, consecuencias, lo que conocemos como borrachera y entraré también en descripciones y recomendaciones.

Si te gusta lo que has leído házmelo saber en los comentarios al final de esta entrada si te parece bien. Si no te ha gustado también me lo puedes hacer saber (no me maltrates demasiado).

Si quieres suscribirte a este blog pincha el botón de suscripción que verás al final de este párrafo y rellena el formulario de suscripción que aparecerá. Es gratuito y al suscribirte recibirás una notificación por correo electrónico cada vez que se publique una nueva entrada en el blog.

Botón de suscripción

Anterior

La importancia de los cursos de Introducción al Buceo

Siguiente

Narcosis nitrogenada o Borrachera de las profundidades

  1. miguel angel garrido martin

    buen post .
    Esta claro que para apaliar los efectos efectos de la narcosis solo podremos hacer tres cosas
    – bucear con aire por encima de -30
    – enriquecer con O2
    – diluir con helio ( para profundas )
    por tanto se nos crea la necesitad de especialidades técnicas en acuc
    yo por la zona en la que buceo/ trabajo mis buceo son profundos y me encuentro limitado
    un saludo
    si no ofrece acuc la posibilidad de introducir formación tecni nos veremos obligados a cambias de organización …

    • Gracias por tu comentario Miguel Ángel. Más o menos de acuerdo con lo que dices. En Acuc hay especialidades de buceo técnico, mira este link especialidades ACUC, pero sí es cierto que el Trimix no está bien cubierto. Se está trabajando en ello ya que queremos que sea un buen curso y con buena información y preparación. Cuando esté terminado lo sabréis todos los miembros.
      Saludos

    • Juan Rodriguez

      Hola Miguel Angel

      En ACUC tenemos, desde hace mucho tiempo, especialidades de las que otros llaman “Buceo Técnico”, pero que nosotros quizá no las hayamos diferenciado debidamente y están dentro de las especialidades generales o recreativas. Cierto es también que aun nos faltan algunas como Trimix, en la cual estamos trabajando. En breve sacaremos nuestros programas de ACUC Tech I y ACUC Tech II, donde incluiremos las especialidades ACUC de buceo técnico ya existentes y poco a poco iremos añadiendo mas, atendiendo a lo que la gente nos solicite.

  2. Dany Fernández

    Acertadísima la entrada!!!

  3. Pelle

    Estoy esperando el siguiente capitulo.

  4. Edu

    Muy buen artículo! Muy útil! A ver si publicáis los siguientes pronto!

    Un abrazo buceadores!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén